El jardín del invierno

Blog de reseñas literarias de @SilenZahra

Un beso en París, Stephanie Perkins

en 22 diciembre, 2014

¡Hola a todos!
Hoy vengo con la penúltima reseña del año, y qué mejor que hacerla de un libro que me ha encantado 🙂

5d331-33unbesoenparc3ads

Título: Un beso en París
Autora: Stephanie Perkins
¿Saga?
Un beso en París #1.
Editorial: Plataforma Neo
ISBN: 9788415577539
Número de páginas: 434
Publicación: 8 de Octubre de 2012
Género: Realista, juvenil romántica
Sinopsis: La torre Eiffel, Amélie y un montón de reyes que se llaman Luis. Esto es todo lo que Anna conoce de Francia. Por eso, cuando sus padres le anuncian que pasará un año en un internado de París, la idea no acaba de convencerla.
Pero, en la Ciudad del Amor, conoce al chico ideal: Étienne St. Clair. Es listo, encantador y muy guapo. El único problema es que también tiene novia. ¿Conseguirá Anna el ansiado beso de su príncipe azul?

RESUMEN
Anna Oliphant ha sido enviada a estudiar a París, a una escuela americana en la que, por suerte, se habla inglés, ya que ella apenas sabe nada de Francia, mucho menos su idioma. Se siente sola, abandonada por sus padres, y desea regresar enseguida a Atlanta para estar con su hermano pequeño, Seany, para continuar las interminables charlas con su amiga Bridgette y para, quizás, empezar algo con Toph, quien la besó justo antes de que ella cruzara el océano.

Pero todo eso, esas personas, han quedado atrás, pues Anna se encuentra ahora en París, en la residencia de estudiantes, y no se atreve a abandonar el instituto. Durante los primeros días no sale de su habitación más que para ir a clase y a la cafetería, después, por suerte, de haber trabado amistad con un grupo de amigos compuesto por dos chicos, Étienne y Josh, y dos chicas, Meredith y Rashmi.

Sus nuevos amigos la ayudan a habituarse a su nueva vida, ya que todos ellos pasaron antes por lo mismo por lo que pasa ahora Anna: miedo, añoranza, tristeza… Así que todos se esfuerzan por ayudarla, en especial Étienne, al que, sin que ella sepa el motivo, todos llaman por su apellido, St. Clair… incluida su novia, Ellie.

Anna y St. Clair conectan casi enseguida y él se ofrece para mostrarle París y ayudarla a que se le quite el miedo. Será, pues, gracias a St. Clair que Anna se enamorará de la ciudad que la ha acogido e incluso se calman sus deseos por volver pronto a casa.

No obstante, no será la ciudad lo único de lo que Anna se enamore…

MI OPINIÓN
Empecé este libro con muchas ganas, pues no he dejado de encontrarme reseñas positivas y alabanzas hacia él y su autora desde que se publicó. He de decir que, tras haberlo leído, no puedo sino unirme a esas alabanzas. ¡Qué maravilla de libro! Me ha encantado, lo he amado locamente y no puedo esperar para leer Lola y el chico de al lado y Felices por siempre jamás.

Personajes. La protagonista es Anna Oliphant, una chica que, por imposición de sus padres, ha tenido que trasladarse a París para estudiar su último año de instituto. No es algo que ella haya escogido, pero no tiene más remedio que aguantarse, pues su padre, un famoso escritor, piensa que será lo mejor para ella de cara a su ingreso en la universidad.

Al principio de la novela, Anna está triste. Echa de menos a su madre, a su hermano, a su mejor amiga y al que podría haber sido su novio si ella se hubiese quedado en Atlanta. Lo echa todo de menos y se siente sola, abandonada en un país del que apenas sabe nada y en el que no puede comunicarse al no saber francés. He de decir que la comprendí perfectamente; en estos momentos de la historia es muy fácil identificarse con ella.

Por suerte, Anna pronto hace amigos y es entonces cuando empezamos a conocerla de verdad. A pesar de la tristeza inicial, Anna es una chica alegre que intenta disfrutar de la vida y llevar sus estudios al día, y se siente plenamente feliz al ser aceptada en un grupo compuesto por dos chicos y dos chicas. Sin embargo, Anna también peca de culpar a los demás de sus propias faltas, de no ser capaz de enfrentar la realidad en numerosas ocasiones, de aislarse y encerrarse en sí misma aunque otros le estén ofreciendo su ayuda.
A lo largo de la novela vemos su cara y su cruz, sus virtudes y sus defectos, y con todo ello, en conjunto, queda demostrado que la autora ha construido a un personaje realista, una chica con miedos y dudas, pero también valiente y alegre. Anna es todo eso a la vez, pues Stephanie Perkins es capaz de encontrar un equilibrio entre la parte buena y la parte mala de su protagonista.

Por otro lado tenemos a Étienne (me niego a llamarlo St. Clair; me parece estúpido llamar a alguien por su apellido). Étienne es prácticamente el chico perfecto, pero no; también tiene sus taras, como todo el mundo. Es un buen amigo, el mejor, sin duda, y es también alegre y divertido, pero le resulta difícil tomar decisiones. Al igual que sucede con Anna, la autora encuentra un equilibrio para mostrarnos las cosas buenas y las cosas malas de Étienne, haciendo que el supuesto chico perfecto, en realidad, sea tan normal como cualquier otro.

Algo que me ha conquistado de este libro es la forma en que se desarrolla el romance y, luego, el romance en sí. Anna se va enamorando lentamente de Étienne al tiempo que él, sin quererlo, pues está comprometido, también empieza a quererla. Para ella, los defectos de él no son algo malo, sino algo que lo hace humano, como ella y como cualquier otra persona. Anna se enamora de Étienne, de sus virtudes y de sus defectos, y lo quiere tal como es. Realmente es una historia de amor preciosa y se agradece que sea realista, lenta, pausada, que la magia vaya surgiendo poco a poco y no con la primera mirada, como suele suceder en los libros de romance juveniles. Un aplauso a la autora, por favor.

Por supuesto, los personajes secundarios también tienen su importancia. En este caso, los secundarios con más relevancia son Meredith, cuya habitación es contigua a la de Anna, cosa que contribuye a que traben amistad enseguida; Josh, el artista y el mejor amigo de Étienne, quien, si no me equivoco, protagoniza el tercer libro de la saga, Felices por siempre jamás; y Rashmi, su novia, una chica muy estudiosa, seria y responsable, pero que también sabe divertirse. La verdad es que los tres me han encantado, no podría escoger solamente a uno de ellos, y me muero por saber más sobre ellos.
Tampoco nos podemos olvidar de la familia de Anna, allá en Atlanta, ni de sus amigos, Bridgette y Toph; ni de la familia de Étienne, de la que sabremos más hacia el final de la novela.

Escritura. Qué decir del estilo de Stephanie Perkins que no se haya dicho ya. Mágico, envolvente y diferente, pero también, al mismo tiempo, realista y coloquial. Ya he mencionado más arriba que la autora siempre busca el equilibrio entre las virtudes y los defectos de sus personajes. Pues bien: también lo encuentra a la hora de escribir, de narrar la historia desde el punto de vista de una adolescente que añora a su familia, pero que, inesperadamente, se enamora en la ciudad a la que no se quería trasladar. Oh, y hay que destacar también a la propia ciudad, que prácticamente se convierte en un personaje más. Desde luego es imposible leer este libro y no enamorarse, tanto de los personajes, como de la trama, como de la ciudad que sirve de escenario: París. No podía ser otra.

9781742531816Edición. En las muchas reseñas que he leído de este libro, he descubierto que la mayoría de los lectores prefieren la edición original, es decir, esta. Sin embargo, como siempre, yo pienso lo contrario xD Las portadas originales de esta trilogía no me convencen; me gustan muchísimo más las españolas, las escogidas por Plataforma Neo. No me digáis que no es preciosa la portada de Un beso en París. ¿Y qué me decís de las de Lola y el chico de al lado y Felices por siempre jamás? Love them!

Historia. Como ya he dicho más arriba y como seguro que ya sabréis, la trama principal gira en torno al romance entre Anna y Étienne. Y, como también he dicho, me ha encantado ver cómo surge, cómo se desarrolla, cómo se comportan los personajes, cómo la autora los lleva de la alegría a la tristeza, de la complicidad a la desconfianza, de la amistad al amor… Sé que soy una pesada repitiendo esto, pero es que me ha parecido un libro absolutamente maravilloso en todos los sentidos: el desarrollo de los personajes, la ambientación en París, la forma de narrar de la autora, la trama, la tensión a causa del triángulo Anna-Étienne-Ellie…

Insisto: es imposible leer este libro y no enamorarse locamente de él. De él, de Anna, de Étienne, de París…

¿Lo mejor? Por una vez no puedo elegir. Me ha encantado TODO.
¿Lo peor? ¿Que se ha acabado? No, en realidad ni siquiera eso es malo, pues tiene continuaciones y ya están a la venta, así que… Nada, actually.

¿Lo recomiendo? Bueno, creo que ha quedado bastante claro y que esta pregunta se responde sola xD

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: